Categoría: Librerías

2ª Feria, 2ª Edición

Ya estamos en plena Feria del Libro de Madrid. Sólo porque sirve de excusa a los medios para hablar de libros, la Feria tendría sentido. Pero la Feria es mucho más que un montaje publicitario. Este año tiene sólo 364 casetas (¿qué les habría costado poner una para cada día del año?), pero es igualmente inabarcable. A muchos eso no les gusta: supongo que son los mismos que prefieren un desierto a una selva. Como la selva, la Feria es exuberante y repetitiva, aparentemente caótica, por no hablar de que a menudo hace un calor tropical y nunca faltan las lluvias torrenciales. Como en la selva, uno no se puede adentrar en la Feria así como así, sin un plan preconcebido. Hay que tener los ojos abiertos y conocer el terreno.

ferialibro2014

Cada lector tiene su Feria, y para un mismo lector va cambiando con el tiempo. Llevo viviendo 26 años en Madrid, y no he faltado ninguno. Al principio curioseaba por todas parte y sólo evitaba las casetas de los vendedores de enciclopedias, alejándome a una distancia prudencial, por el centro del Paseo de coches. Ahora esa especie se ha extinguido, pero yo cada vez paso más tiempo mirando desde lejos, acercándome sólo a mis editoriales favoritas (cada uno tiene las suyas, pero la norma es que lo que merece la pena son las minoritarias, las que tienen libros que no se suelen encontrar en las librerías).

De esta manera uno puede descartar sin problemas el 80% de las casetas, que tienen una y otra vez los mismos títulos y acaban sumiendo al paseante en el marasmo… con la grave tentación de sentarse a descansar para tomar algo y ser desplumado en las terrazas. A la feria hay que ir como va al campo el excursionista dominguero: con botella de agua, gorra, y un plano.

Dentro del 20% de casetas que merecen la pena están también las de algunas librerías, no muchas. Una de las mejores es El Buscón (caseta 179), para todos los interesados en los libros de ensayo y de filosofía. También de ciencia; aunque no tienen tantos, los que tienen son muy buenos.  Y claro, aquí viene la publicidad 🙂 : uno de ellos es De Tales a Newton, en su flamante segunda edición y su segundo año en la Feria:

2Edicion20140517

Y otra de las buenas librerías (aunque más especializada en libros jurídicos) es Dykinson (caseta 121). Ayer no tenían el libro, pero seguramente les llegará para el fin de semana. Y ¿no hay ninguna caseta especializada en ciencia? ¡Pues no! Alguna editorial como Nivola, y nada más. Así llevamos ya unos cuantos años. Y mejor no saco conclusiones…

Que disfruten la Feria. Ah, y no olviden el protector solar si van con niños.

Presentación en la Librería Diógenes

Por fin voy a presentar “De Tales a Newton” en mi ciudad, Alcalá de Henares. Aquí está el anuncio del evento:

CartelesDiogenes

La Librería Diógenes está en pleno centro de Alcalá: calle Ramón y Cajal nº1. Están todos invitados.

Y para celebrar el primer aniversario del libro vamos a tener un regalo especial para los compradores (mientras queden existencias)… Sigue leyendo

Por qué no interesa la historia de la ciencia

Un pequeño trabajo de campo por las librerías nos muestra enseguida algunos hechos básicos:

  1. Los anaqueles están inundados de libros de historia. Yo entiendo poco, pero me parece que hay muchos libros buenos.
  2. De ciencia también hay bastantes libros; menos, ciertamente, y me parece que no tan buenos (quizá porque entiendo más).
  3. Y luego está la intersección: la historia de la ciencia. Aquí normalmente no hay nada.

Por qué tendrían que tener estos dos conjuntos intersección nula no es evidente: al fin y al cabo, abundan los libros de historia de la filosofía, y no digamos los de historia del arte…

¿Por qué no interesa la historia de la ciencia? Sospecho que hay dos razones. Una es que los aficionados a la historia se consideran “de letras”. Posiblemente no les gustaron las ciencias en el colegio, las miran con un poco de aprensión (“no son lo mío”) y no las ven como parte del mundo de la cultura, que es el que les interesa. Mientras que “los de ciencias” son a veces su imagen especular: les aburrieron las letras en el colegio, la historia les parece una sucesión de hechos caducos y creen que es la ciencia la que les enseña cómo funciona de verdad el mundo.

Los amantes de la historia y los de las ciencias viven así en mundos separados, se dan mutuamente la espalda.

Pero hay una segunda razón: seguimos disfrutando de la pintura de Velázquez o de la música de Bach, pero ¿qué nos aportan la astronomía de Kepler o la óptica de Newton? Lo que tenían de correcto y útil ya ha sido incorporado en las teorías actuales; su interés parece, como mucho arqueológico. Por eso, en todas las facultades de Filosofía o Bellas Artes se estudia la historia de sus disciplinas, pero es excepcional encontrar una asignatura de historia en una carrera de ciencias.

Este desinterés es un error, y surge de un error más básico: una concepción equivocada de lo que es la ciencia. Suele verse como un repertorio de verdades inequívocamente probadas (“científicamente probado”, dicen siempre en los anuncios). Si es así, las viejas teorías que han sido superadas no son más que antiguos errores que donde mejor están es en la basura.

Pero la ciencia no es un catálogo de hechos ciertos ni un vademécum de resultados. La ciencia es un método: un proceso, una dinámica, una manera de acercarse a la realidad. Y si es un proceso, nada nos puede enseñar más sobre ciencia que el conocer y comprender cómo ha sido ese proceso: es decir, su historia.

Lector: ¿De eso trata “De Tales a Newton”?

Autor: Sí. De eso y de más cosas.

En el Top 100 de Amazon

Esto no durará mucho, así que he hecho una captura de pantalla para recordarlo: De Tales a Newton ha entrado hoy en el Top 100 de los libros más vendidos de Amazon, y es el más vendido entre los libros de física:

Top100_enAmazonDesgraciadamente, no durará mucho por los eternos problemas de distribución: se ha agotado el stock y anuncian que el plazo de entrega es ¡de tres a cinco semanas! 😦

Quienes no quieran esperar pueden comprar el libro por internet en muchas otras librerías, como Dykinson, Paradox, El Buscón… o en Imosver con un 5% de descuento.

(para el recuerdo: la pantalla del top 100 general de libros y del nº 1 de física…)

Rentrée… con Amazon

La primera noticia del curso nos la da Amazon: desde hoy, el gigante mundial de los libros vende directamente “De Tales a Newton”.

Hasta ahora lo hacía a través de otras librerías, Cartabón y Dykinson, a las que tengo que agradecer su confianza en el libro: Amazon las utiliza para explorar el mercado, y si no hubiera sido por ellas es probable que el gigante no hubiera acogido en su seno un libro presuntamente minoritario y con un presupuesto nulo para promoción.

Mi corazón está, por supuesto, con las librerías como Cartabón o Dykinson, con libreros de carne y hueso que arriesgan cuando un libro les gusta. Pero me alegro de que el gigante me acoja en su seno, claro, y sobre todo por una razón: ahora el libro se vende también en Francia, Italia, Alemania… y hasta los USA, a muy buen precio y en algunos casos sin gastos de envío… (eso significa kostenlose Lieferung, ¿no? 🙂 )

Dónde encontrar el libro este verano

Ya he mencionado en este blog las dificultades que tienen las editoriales pequeñas para distribuir sus libros. Es posible que en muchas librerías haya que encargar el libro y tarden en conseguirlo. Por eso recomiendo una página muy útil para saber dónde encontrar este libro…o cualquier otro, y poderlo hojear tranquilamente:

Este es el enlace

De todos modos, el listado de esa página no es exhaustivo. Algunas otras librerías en las que me consta que tienen el libro pero no aparecen en el listado son éstas:

Ávila:
* Librería Senén (Pza. de Santa Teresa)
* Librería Medrano (c/ Reyes Católicos)
* Librería Letras (Pº de San Roque)
* Librería Ópalo (Pza. de Santa Ana)

Salamanca:
* Librería Víctor Jara

Madrid:
* ADI librería científico-técnica (c/ Martín de los Heros, 66)

Alcalá de Henares:
* La librería de Javier (c/Ramón y Cajal)
* Domiduca (Pza. del Padre Lecanda)

Y animo a los lectores que encuentren el libro en otros sitios a que lo digan en los comentarios…

¡Feliz Verano!

Actualización (12/08/2013): Después de una excursión por Valencia, he encontrado otras dos librerías que tengo que añadir a la lista:

* Librería Soriano (c/ Xàtiva, 15, Valencia: frente a la estación del Nord)

* Librería Ambra (Av. Alacant, 12, Gandía)

La esquina de Senén

Cuando yo era pequeño, en Ávila, mi padre compraba el periódico en Teto. Lo recuerdo como un local atiborrado de prensa de toda clase, pequeño y oscuro, pero situado en la mejor esquina de la ciudad, en la Plaza de Santa Teresa (“El Grande”, para los indígenas). Era, creo, el único quiosco del centro. Así que Teto era sinónimo del periódico, pero también de las revistas, los fascículos o los cromos, y en esa esquina nos arremolinábamos los niños para cambiarlos.

Con el tiempo, el local pequeño y oscuro se transfiguró en una librería luminosa y abierta, donde los cromos y el Marca convivían con Cortázar y Vila Matas, y hasta Frank McCourt firmó libros. El milagro lo obró Senén Pérez, que heredó el negocio de su tío y resultó ser un librero vocacional, uno de esos que ponía en los estantes los libros que a él le gustaban y conseguía que les gustaran a sus clientes. Tras su muerte prematura, otro Senén, su hijo, sigue llenando los escaparates con los libros de editoriales pequeñas y exquisitas, como Acantilado, Siruela… o Ellago.

la foto Senen

Quizá esto sólo me interesa a mí, pero comprenderán que me haga ilusión ver mi libro en la esquina en la que cambiaba los cromos…

Salamanca, Calle Meléndez, Librería Víctor Jara

Un amigo me ha enviado esta foto de la sección de libros de ciencia de la Librería Víctor Jara, de Salamanca:

LibreriaVictor Jara

La librería Víctor Jara es una de las mejores de Salamanca (una ciudad que destaca por tener buenas librerías), y además está en la calle dedicada a mi tocayo Juan Meléndez (Valdés). Pero yo la tengo especial cariño por otro motivo.

Cuando estudiaba Físicas en Salamanca iba a menudo a esta librería. Un día pasé mucho tiempo hojeando “Gödel Escher, Bach”, de Douglas Hostadter, un gordísimo tomo que era un objeto de deseo por entonces para mí. Pregunté el precio y no tenía dinero suficiente.  Y entonces el librero me dijo: no pasa nada, llévatelo. Así que me hizo un descuento que no recuerdo bien, pero que debía ser de más del 15%…  Por desgracia, no volví mucho a la librería, porque era mi último año de carrera y el curso siguiente ya vivía en Madrid.

Hace de esto 26 años, en 1987. No sé si el librero ganó algún dinero con aquella venta. Lo que sí ganó fue mi imborrable agradecimiento.

En la Feria del Libro de Madrid

Estos días se está celebrando en el parque del Retiro de Madrid la gran fiesta anual de los libros. Este año Ediciones Ellago no ha acudido con caseta propia, pero De Tales a Newton puede encontrarse en la caseta 93 de Editorial y librería Dykinson:

IMAG0346

¿Libros jurídicos? Claro: en ningún libro se explican mejor que en éste las Leyes de Newton :-).

Ahora nos acercamos:

IMAG0348

Y aquí un primer plano:

IMAG03444

Ya saben: hasta el 16 de junio y con el 10% de descuento.